November 24, 2017
Blog

Predicadores dignos de imitar

1ª Tesalonicenses 2:1-12 RV

Ministerio de Pablo en Tesalónica
Porque vosotros mismos sabéis, hermanos, que nuestra visita a vosotros no resultó vana;

pues habiendo antes padecido y sido ultrajados en Filipos, como sabéis, tuvimos denuedo en nuestro Dios para anunciaros el evangelio de Dios en medio de gran oposición.

Porque nuestra exhortación no procedió de error ni de impureza, ni fue por engaño,

sino que según fuimos aprobados por Dios para que se nos confiase el evangelio, así hablamos; no como para agradar a los hombres, sino a Dios, que prueba nuestros corazones.

Porque nunca usamos de palabras lisonjeras, como sabéis, ni encubrimos avaricia; Dios es testigo;

ni buscamos gloria de los hombres; ni de vosotros, ni de otros, aunque podíamos seros carga como apóstoles de Cristo.

Antes fuimos tiernos entre vosotros, como la nodriza que cuida con ternura a sus propios hijos.

Tan grande es nuestro afecto por vosotros, que hubiéramos querido entregaros no sólo el evangelio de Dios, sino también nuestras propias vidas; porque habéis llegado a sernos muy queridos.

Porque os acordáis, hermanos, de nuestro trabajo y fatiga; cómo trabajando de noche y de día, para no ser gravosos a ninguno de vosotros, os predicamos el evangelio de Dios.

Vosotros sois testigos, y Dios también, de cuán santa, justa e irreprensiblemente nos comportamos con vosotros los creyentes;

así como también sabéis de qué modo, como el padre a sus hijos, exhortábamos y consolábamos a cada uno de vosotros,

y os encargábamos que anduvieseis como es digno de Dios, que os llamó a su reino y gloria.

 

Pablo fue confiado el evangelio para agradar a Dios y no a los hombres, es decir hoy en día muchos no queremos hablar como está en la palabra, algunos dicen que se usa la biblia para dar bibliazos, pero podemos ver en Gálatas 1:10

Gálatas 1:10 RV

Pues, ¿busco ahora el favor de los hombres, o el de Dios? ¿O trato de agradar a los hombres? Pues si todavía agradara a los hombres, no sería siervo de Cristo.

Siempre habrá detractores dentro y fuera de la iglesia, sin embargo no hay cosa creada que no sea manifiesta por Dios

 

Hebreos 4:13 RV

Y no hay cosa creada que no sea manifiesta en su presencia; antes bien todas las cosas están desnudas y abiertas a los ojos de aquel a quien tenemos que dar cuenta.

 

Pablo fue un siervo de Dios digno de imitar, no hablando adulación vana.

2ª Pedro 2:18 RV

Pues hablando palabras infladas y vanas, seducen con concupiscencias de la carne y disoluciones a los que verdaderamente habían huido de los que viven en error.

 

Pablo no fue un predicar solamente, fue un padre el cual como nodriza cuidando con ternura a sus propios hijos, 1ª Tesalonicenses 2:7

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: